Buscar
  • Especial Mente mama

A mi niño testarudo:

Hoy tuvimos varias batallas. Discutimos cuando despertaste y no quisiste usar calcetines o sandalias porque te sentías más cómodo sin ellas.


Te enojaste cuando te quite los cerillos de las manos previniendo un accidente pero después los encontraste y al encender uno te quemaste el dedo. Me asuste tanto y después de ver que no era nada grave te grite pues estaba enojada, ansiosa, nerviosa y frustrada.


En la noche te apague la televisión después de pedirte que lo hicieras varias veces y te fuiste muy molesto del cuarto.



Hoy nuestras batallas son por cosas pequeñas. Algún día discutiremos por horarios, niñas o permisos.



Quiero que sepas una cosa, nuestra relación no son estas peleas, espero que no guardes esos momentos en tu corazón y mejor recuerdes las veces que me quedo en tu cama hasta que estés dormido, recuerda todos los te amo que nos decimos y recuerda nuestras risas.


Nuestras discusiones no significan nada, no son importantes, lo que sí es importante es cuanto te amo.


Lo que es importante es que nunca jamas dejare de creer en ti. Aun cuando discutimos y siento el cuerpo caliente de enojo, aun cuando estoy cansada de pelear y triste por discutir contigo, aun así no te cambiaría por nadie.



En las comidas familiares cuando necesitas comer de pie y tus tíos o primos no lo entienden y te dicen algunos comentario o me dicen que no soy suficientemente dura contigo, en las pijamadas cuando no entienden porque necesitas dormir con la puerta abierta y con una luz prendida, cuando frente a otras mamás me pides casi llorando que te quite etiquetas de tu ropa pues sientes que te corta la piel, cuando en casas ajenas sirven de comer algo nuevo y haces berrinche como si tuvieras 3 años y me dices que no te gusta como se siente en tu boca; no te voy a mentir, es difícil y cansado pero aun así te escogería mil veces más.


Así como eres mi niño testarudo te aplaudo tu originalidad, tu valentía por siempre decir lo que piensas (aunque a veces te metas en problemas).


Algunas personas piensan que eres difícil (no te miento yo también lo he pensado) pero ellos no ven todo lo que yo veo. Ellos no tienen idea del tesoro que tengo en casa, eres diferente, original, autentico, único y eres todo mío.



Te amo, Mamá.

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo